Colección alcalina

Alcalina

El pH de la sangre tiene un valor de 7,35-7,45 y se dice que es alcalino por ser superior a 7. Cuando es inferior a 7 se dice que es ácido. Una acidosis de un pH de 6,9 tiene consecuencias muy graves para la salud.

Esta puede darse por diferentes razones: alimentación, estrés, tóxicos ambientales.

El organismo tiene sistemas de compensación de la acidosis que mantiene los niveles normales, sin embargo, cuando el número de sustancias acidificantes que entran en el organismo es superior a la capacidad de este para neutralizarlas se producen desajustes y fallos en el sistema inmune, en la absorción de nutrientes, en la reparación celular... Por ello es esencial cuidar de mantener los niveles con un estilo de vida saludable.

Lo que comemos influye mucho, ya que un exceso de harinas y azúcares refinados, alcohol, café, edulcorantes, carnes, lácteos llevan a la acidosis, mientras que una dieta más alcalina a base de frutas, verduras, algas, especias, semillas y frutos secos mantiene el equilibrio. Los más ácidos no deben suprimirse por completo de la dieta, pero si mantenerse en torno al 30-40% del total que ingerimos, mientras que los alcalinos han de estar cerca del 60-70%.